El Chepe: Un viaje inolvidable por Barrancas del Cobre
El Chepe: Un viaje inolvidable por Barrancas del Cobre

El Chepe: Un viaje inolvidable por Barrancas del Cobre

Después de conocer Creel, uno de los pueblos mágicos de Chihuahua y sus alrededores, llegué hasta Barrancas del Cobre un viernes por la tarde, el momento que durante todo el viaje estuve esperando ya que iban a pasar dos cosas increíbles aquí: Me iba a aventar de una de las tirolesas más largas del mundo e iba a viajar en tren por primera vez en mi vida en El Chepe, el tren más famoso de México.

¡Descubriendo Barrancas del Cobre!

Cuando llegamos a Barrancas del Cobre nuestra primera parada fue el hotel “Divisadero” que yo sabía que tenía una vista muy bonita pero la verdad es que las fotografías no le hacen justicia, lo único en lo que pensaba era en el increíble amanecer que iba a tener, para mi sorpresa nos dieron habitaciones con vista a las barrancas y después de echarle un vistazo al cuarto comenzamos a caminar hacía el Parque de Aventura mientras disfrutábamos la vista y acelerando el paso porque ya había llegado el momento de la tirolesa, uno de los momentos clave de este viaje.

 

 

Ver también: Hoteles en Chihuahua

El Parque de Aventura de barrancas del cobre es perfecto para todos aquellos que aman la adrenalina, está el teleférico, la vía ferrata, un circuito de tirolesas y el zip rider, que es una de las tirolesas más grandes del mundo con 2,530 metros que atraviesan las barrancas en tan solo 2 minutos. Yo tenía muchas dudas sobre cuál de todas hacer pero me decidí por el zip rider por una sencilla razón: ¡Es una de las más largas! Obviamente tenía que hacerlo, vivirlo y venir a contárselos al blog.

A lo largo del 2017 superé muchos miedos, o más que miedos me atreví a hacer cosas que antes probablemente hubiera pensado varias veces y aunque no le temo tanto a las alturas, siempre da algo de nervios ver el abismo bajo tus pies, pero pensarlo mucho nunca ayuda, así que cuando me di cuenta ya me estaban preparando para atravesar volando las barrancas del cobre y cuando escuché por el radio la señal de que ya me tocaba a mi me dispuse a disfrutar la experiencia.

El momento en el que te lanzan al vacío es un cosquilleo en el estómago que te dice “es ahora o nunca” pero en cuanto ves la magnitud de las barrancas frente a ti te das cuenta de que todo vale la pena, que es justo ahí donde tenías que estar, son 2 minutos que te aseguro vas a recordar por siempre. Una vez que pones los pies en la tierra es hora de caminar para tomar el teleférico de regreso, una subida de 800 metros aproximadamente. Justo antes de llegar a la base te encontrarás con un letrero diciéndote que lo lograste, eres uno de los pocos que se atreve a vivir el zip rider y que ahora puede contarlo, tal y como yo lo estoy haciendo ahora.

Ver también: Tours en Chihuahua 

Aquella tarde del viernes me regaló un atardecer increíble, era como estar en medio de la nada y sentir que al mismo tempo lo tenía todo, el viento estaba fresco y vi caer al sol entre las barrancas hasta que la luna y las estrellas comenzaron a hacer acto de presencia. Para cuando la noche llegó, tome mi libreta, las galletas que le había comprado a Ana en mi visita a la comunidad menonita y Rosita, la muñeca que había comprado afuera de una iglesia en un ejido Tarahumara, hacía frío pero pase un buen rato mirando las estrellas como pocas veces se pueden disfrutar en la ciudad y me puse a escribir el comienzo de este viaje, con todos los sentimientos a flor de piel que provocan tres días de viaje conociendo nuevos lugares y personas.

En mi paso de apenas un día por las Barrancas del Cobre no solo disfruté del atardecer y la noche estrellada, sino que apenas dieron las seis de la mañana ya estaba lista para ver al sol salir, con unos colores que solo había visto en Bacalar a principios de año y con un silencio tal que podía escuchar hasta mis pensamientos.

Fue una mañana diferente en la que decidimos hacer una caminata por las barrancas para llegar hasta el mirador de las estrellas, uno de los puntos más altos y por supuesto, ¿quien dijo que sería fácil? Era un camino en el que además conoceríamos cuevas que antes habían sido habitadas por Tarahumaras, veríamos algunas pinturas y sobre todo íbamos a deleitarnos con una vista impresionante, todo esto antes de prepararnos para comenzar nuestro viaje en el Chepe, estas son algunas de las fotografías que tomé durante la caminata:

Cuando volvimos de nuestro paseo por las Barrancas del Cobre nos preparamos para dejar el hotel y esperar al Chepe, lo esperábamos a la 1 pm y llegó casi a las 3 pm, esto pasó porque era sábado y en fines de semana el tren para en cada pueblito por lo que hace más tiempo para llegar hasta la estación Divisadero, y por mientras pudimos comer, tomar fotos, comprar algunos recuerdos y en mi caso acercarme a Fabiola, una pequeña Tarahumara de 7 años que estaba vendiendo algunas cosas que hacía su mamá y se sentó junto a mi poco a poco, hasta que comenzamos a platicar y supe que vivía al otro lado de las vías del tren en una comunidad Tarahumara cercana. Tomamos una fotografía juntas y se la enseñé antes de que se fuera a seguir vendiendo y de que nos despidieramos por un largo tiempo.

Finalmente el tren Chepe llegó y comenzamos nuestro recorrido de seis horas hasta El Fuerte, un Pueblo Mágico de Sinaloa que sería nuestro último punto del viaje. A bordo del Chepe entre vagón y vagón hay espacios en donde puedes asomarte y disfrutar los paisajes, también hay un comedor para cuando comienza a sentirse el hambre. Nuestro guía Adrián nos había dicho que los mejores paisajes del tren comenzaban a partir de Creel hasta los Mochis, así que aunque abordé el tren en Barrancas tuve la oportunidad de apreciar hasta un atardecer.

¡Que no se te vaya el tren! 🚂

Hay viajes con los que soñamos todos los días hasta que se vuelven realidad, como el Chepe 😍 #AhChihuahua

Posted by México Destinos on Friday, February 2, 2018

En el Chepe me di cuenta que mi viaje por Chihuahua se había terminado, había vivido demasiadas cosas en tan pocos días y tenía una mezcla de nostalgia por las personas con las que me había encontrado en el viaje, iba a volver a casa con un montón de videos y fotografías, pero sobre todo con unos recuerdos que se iban a quedar conmigo para toda la vida.

Chihuahua es el lugar perfecto para la aventura, tienes que llegar dispuesto a volar, a probar las delicias locales y sobre todo a conocer a su gente, su cultura, desconectarte del mundo, de las redes sociales y disfrutar de lleno la naturaleza, los paisajes y sus atardeceres.

¿Te gustaría vivir la misma experiencia? Puedes llamar al 01 800 444 0618 o entrar a este link para ver la información completa de este viaje >> Circuito por Chihuahua en el Chepe

Agradecimientos Especiales

A nombre de México Destinos por todas las atenciones durante el viaje y las facilidades para llevar a cabo las actividades en Chihuahua a:

  • Fideicomiso de Chihuahua 
  • Viajes Dorados de Chihuahua
  • Adrián Castellanos- Guía de turismo 
  • Hotel Casa Grande 
  • Hotel Villa Mexicana
  • Hotel Divisadero

 

 

Comparte tus Tips de Viaje

Eli Montero Jarocha de corazón y cancunense orgullosa, #Caribeña, trabajo en MéxicoDestinos.com, fotógrafa a ratos, siempre escribiendo algo, viviendo en el paraíso, fan de la pizza, el té, los libros, y por supuesto ¡viajar!

ESCRIBE UN COMENTARIO

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *